Archivos para 30 noviembre 2007

30
Nov
07

Predicar con el ejemplo

Una buena idea la de Antena 3: seguir al coche oficial del Director General de Tráfico, Pere Navarro, y comprobar si cumple las normas de tráfico. Resultado: las incumple, aunque siempre podrá argumentar que conducía su chófer y no él. Yo, en función de lo que se ve en el video, no le multaría ni le quitaría puntos, porque me parece que lo que hace no supone riesgo para nadie ni puede considerarse un comportamiento temerario. Pero seguramente algunos conductores se habrán indignado al ver estas imágenes, porque a ellos sí les han multado les han quitado puntos por infracciones similares.

¿Qué legitimidad tiene ahora el jefe de la DGT para seguir echándonos en cara que somos los culpables de todo lo que sucede por incumplir las normas? Yo hubiera llevado mi coche como su chófer, pero claro, yo no abronco a diario a los conductores ni soy el Director Genaral de Tráfico. Igual ahora dejan de multar por conducir como él. Lo que tendrían que hacer es perseguir a los verdaderamente imprudentes como Antena 3 le ha perseguido a él. Con cámara, grabando, viendo las imágenes y cargándose de razón para echar de la carretera a los muchos indeseables que hay, y no a los que conducen como su chófer.

La noticia, como no podía ser de otra forma, abona muchos comentarios.

29
Nov
07

la carcajoda

Como muchos ya sabéis, Luis Figuerola-Ferretti y yo venimos colaborando desde hace un mes con elmundo.es, para quien hacemos una sección de humor que se llama La Carcajoda. En Eventoblog algunos me preguntaron cómo lo hacíamos, cuánto tardábamos, si lo escribíamos previamente o no, etc. Estama mañana he grabado con la cámara del iMac lo que hemos hecho, de tal forma que os ofrezco de forma resumida el proceso de elaboración de dos las Carcajodas del día. Como veréis, no escribimos (aunque hoy Luis se ha estrenado con la primera versión de Gallardón y ha escrito un poco) y vamos comentando sobre la marcha algunas ideas. Después de lo que os muestro, viene el trabajo de edición, que es ya cosa mía.

De vez en cuando os pondré algún ejemplo, ya que, como comprobaréis, nuestro gesto y cara cambia con los personajes (aunque a mi me tapa el micro que está en primer plano y casi no se me ve).

La segunda Carcajoda que os ofrezco ha sido grabada del tirón.

27
Nov
07

todos a la cárcel

todosalacarcelcartel.jpg

Las ideas de la Dirección General de Tráfico siguen ganando terreno. Empezó con el carnet por puntos, cuya eficacia sabremos a tres o cuatro años vista (cuánto memo hubo haciendo balance a los tres meses), siguió con sus campañas de comunicación en las que la velocidad era casi la responsable de todo y, en general, ha seguido transmitiendo siempre un mensaje por el que el conductor es el culpable, el único culpable de todo lo que sucede. Y es verdad que, en la mayoría de las ocasiones, los conductores son los responsables. Pero tan cierto como ello es que no siempre las actuaciones de la DGT parecen ir dedicadas a proteger al conductor de los muchos indeseables que van al volante, sino que, con mucha frecuencia, se ve un claro interés recaudatorio en sus actos. Sorprende que haya tanto radar en vías rápidas con bajos niveles de siniestralidad, que haya pocos en los puntos negros que están identificados, que no se exija inversión en señalización en los mismos… y sobre todo, que se persiga lo que es fácil (la velocidad, pones un radar y listo) y que no se persiga lo que es difícil (los comportamientos de tanto idiota que no mantiene distancias y se pega al coche de delante, de los que adelantan por la derecha o por el andén, de los que se saltan stops…) pero claro, para perseguir eso hace falta medios más sofisticados y, sobre todo, mucho más trabajo.

El último capítulo de esta filosofía es la reforma legal aprobada por las Cortes según la cual los conductores temerarios y borrachos podrán ser condenados a cárcel. Ya veréis cómo, al final, todo se reducirá a datos de radar y alcoholímetros y cómo otras conductas tan peligrosas o más como ir a más velocidad de la legalmente permitida seguirán campando a sus anchas.

Por otra parte, tengo la impresión de que estamos ante una de esas reformas de difícil aplicación. ¿Cuántos casos llegarán al año a los juzgados? ¿Tenemos capacidad en nuestro sistema judicial o lo colapsaremos como con otras normas, como las que tienen que ver con la violencia doméstica? ¿Hay cárceles en  España para asumir el crecimiento de la población reclusa que supondría la aplicación de la norma?

No me parece mal que se actúe con dureza, que se persiga a los conductores temerarios, pero que se haga con los temerarios de verdad. Para mi resulta mucho más peligroso un tipo a 130 adelantando por la derecha y pegándose al coche que le precede, creando alarma y nerviosismo en el resto de conductores, que otro que va a 200 por una autopista en una hora en la que circula sin tráfico y con un vehículo diseñado para asumir esa marcha. Y si el que va a 200, cuando cambian las condiciones de la ruta, adecua la velocidad y el comportamiento al tráfico, me parece menos imprudente que muchos otros que van siempre chuleando a los demás y en los límites técnicos de su vehículo. Pero, en fin, asumo que soy raro en mi forma de pensar y que debe hacerse una norma general.

Me gustaría también que nuestra querida DGT invirtiera dinero, como ya he dicho en otra ocasión, en formación de conductores, en enseñar a conducir de verdad, que fuera tan beligerante contra los guardarrailes asesinos y las pinturas deslizantes como lo es contra la velocidad y, sobre todo y a riesgo de parecer pesado, que trabaje para erradicar de la carretera conductas como las que he descrito antes. Pero claro, para eso, hay que currar mucho más. Y es tan fácil poner un radar… En fin, que tal vez dentro de poco esto sea una película de Barlanga, lo malo es que tendrá que repetir título: “Todos a la cárcel”.

25
Nov
07

ya he vuelto de eventoblog

ebe07.jpg

Mi presencia en Eventoblog me ha resultado muy interesante. Aparte de comprobar que las personas con quien comparto mis cosas en Twitter existen y son de carne y hueso como yo, he podido intercambiar ideas en conversaciones que me han permitido conocer un poco más de este mundo al que hace poco que me he subido. Me he encontrado con bloggers entusiastas que han emprendido una aventura en solitario como yo, pero sobre todo he percibido la dimensión profesional que está detrás de todo este nuevo entramado de infinitas ramificaciones. Este no era un encuentro de frikis como algunos de ellos se denominan a sí mismos, sino un foro de intercambio entre algunos amateurs y muchos profesionales que tienen que ver con el encauzamiento y la futura dimensión económica de todo este invento.

No sé si nada de lo que yo he dicho en realidad podía tener interés para una gente que tiene mucha más experiencia y mucho más conocimiento que yo del sector, pero me ha gustado compartirlo con ellos. Me da la impresión de que nadie acaba de tener claro en qué puede acabar este fenómeno de los blogs y de las redes sociales, pero sí he sacado la impresión de que esta vez va en serio, que no estamos ante una burbuja como la de las .com.

También me he sentido bien recibido por una comunidad que podía ver con cierto recelo que quienes venimos de medios de comunicación tradicionales nos adentremos ahora en este nuevo canal. Espero haber sabido transmitir que me gusta el entorno de libertad en el que me muevo, la capacidad de experimentar que me brinda este entorno, la calidad del vínculo que se puede establecer entre el blogger y quien le sigue y la intención que tenemos algunos de los hemos empezado hace poco de intentar proporcionar contenidos con la misma creatividad que hemos volcado en otros medios y, en la medida en que nos permitan los escasos recursos que podemos dedicar a esta actividad, cuidar la calidad de lo que ofrecemos.

He aprovechado también para trasladar algunas reflexiones de corte más sociológico sobre lo que está pasando. Me ha interesado destacar que, bajo mi punto de vista, este entorno tecnológico es hoy más democrático que una sociedad en la que la participación ciudadana se reduce en gran medida a depositar un voto en la urna cada cuatro años. La tecnología nos provee hoy de herramientas para profundizar en la democratización de una sociedad adormecida dominada por una pequeña oligarquía política construida en torno a las cúpulas de decisión de unos partidos políticos en los que sus dirigentes se hay constituido en reyes de sus reinos de taifas. Las posibilidades existen y sólo hay que ponerlas en marcha, aunque hay que reconocer que existe una brecha digital en la sociedad que impide que muchos puedan subirse a ese carro.

También he dejado patente lo que pienso de la SGAE, como ya he hecho en repetidas ocasiones en el blog y he insistido en la necesidad de que los autores se replanteen su estructura de negocio que ha quedado obsoleta ante el avance técnico y social. En mi viaje de vuelta a Madrid he leído con pavor en El País que Francia se plantea cortar la línea de internet a quienes recurran con frecuencia a la descarga de contenidos culturales para “evitar la auténtica destrucción de la cultura que propician las descargas ilegales”. ¿Hay algo más absurdo que decir que destruye la cultura el hecho de que la gente quiera acceder a contenidos culturales? Lo que destruye o altera es el “negocio” de la cultura, pero no la cultura. Lo siguiente será prohibirnos cantar en la ducha una canción, ya que es una descarga ilegal por vía cerebral y de cuerdas vocales de contenidos culturales. Como hagan eso dejarán a Francia sin internet, en un interesante viaje de regreso a la Edad Media. Es evidente que el autor tiene derecho a ganarse la vida y ser pagado por sus creaciones. Lo que hace falta es que se pongan a pensar cómo se hace eso en el siglo XXI y que revisen algunos conceptos que ya no encajan con este nuevo estilo de vida.

Un saludo desde aquí a todos los que he conocido en Sevilla. Siento haberme perdido el Beers & Blogs, pero Schuster me esperaba con su hip-hop y de mala leche por haber empatado.

23
Nov
07

Me voy a Eventoblog

ebe07.jpg

En un ratito me voy en AVE a Sevilla a compartir unas horas con “bloggers” gracias a la invitación que me ha cursado la organización. Tengo curiosidad por conocer a algunas de las personas a las que leo de vez en cuando, con quienes mantengo esa extraña relación que proporciona Twitter y que conocen mucho mejor este mundo que yo.

Intervendré en una mesa redonda bajo el título de “Blogs y gente conocida”, moderada por Fernando Polo y acompañado de Juanma Ortega y Gisela Pulido, a la que entrevisté hace tiempo como campeona del mundo de kitesurf, en una conversación en la que e impresionó el despapajo de una cría que por aquel entonces tenía unos once años. Supongo que las razones que nos habrán llevado a tener un blog serán bien distintas y espero que resulte de interés nuestra experiencia casi de intrusos, al menos en mi caso, a quienes nos escuchen. Será el sábado a las 16.30.

En realidad yo empecé con esto porque me quedé sin voz en los medios convencionales, más en concreto en la radio. Pero eso me ha permitido descubrir un nuevo canal, en el que la calidad del vínculo es muy especial y en el que la participación es una opción que siempre tenemos a nuestro alcance. Como sabéis hablo de lo que se me ocurre, no tengo una temática muy específica y lo único que ofrezco es mi visión de algunas de las cosas que nos pasan y nos rodean. Así, poquito a poquito, se han ido sumando personas a elblogdelcapi y eso me ha permitido viajar por los blogs de la gente que me visita y, cortesmente, devolverles la visita, conocerles por lo que escriben y ampliar horizontes en un mundo que desconocía.

Sólo por eso ya ha merecido la pena.

22
Nov
07

El calor del hielo

El glaciar es el fenómeno de la naturaleza que más me ha impresionado y conmovido, frente al que he gozado de una observación más serena y llena de matices, hasta el punto de provocar en mi una apasionada fascinación.

La primera vez que me aproxime a un glaciar, en Islandia, pude percibir el estruendo del silencio. En aquel lugar sin árboles, sin animales, sin viento viví la experiencia más próxima al silencio absoluto, que sólo era roto por la propia existencia, por los sonidos del interior, por el hecho de estar vivo y por el susurro del pensamiento. Tan bella y placentera, tan agobiante e inquietante era esa sensación, que necesité golpear las palmas de las manos, incluso gritar, para demostrarme que seguía la vida.

isl002.jpg

isl003.jpg

Al año siguiente, en Nueva Zelanda, hice una caminata en el glaciar Franz Joseph después de sobrevolarlo en helicóptero. Hasta que no estás dentro de las masas de hielo eres incapaz de valorar sus dimensiones. Caminar por un pasillo de paredes blancas por el que casi no cabe tu cuerpo, acercarte a grietas cuyo final ni tan siquiera se adivina, o adentrarte en una gruta de hielo es simplemente indescriptible, porque eres incapaz de racionalizarlo, de verbalizarlo, porque es algo que únicamente se siente con un corazón acelerado por el esfuerzo.

nz003.jpg

nz001.jpg

nz002.jpg

nz004.jpg

Y luego el Perito Moreno, esa imagen patagónica en la que miles de años de paciente formación se te brindan en una pared descomunal de esculturas heladas que está cambiando a cada segundo. No hay artista capaz de imaginar tantas formas y tantos colores. Cada vez que parpadeas ves un paisaje distinto, porque la luz varía y el color del hielo cambia de un blanco inicial a un azul pálido que a cada instante ira mutando a un matiz hermano, que convive con otro azul, este mucho más profundo, que al cabo de unos minutos habrá ido pasando por una infinidad de tonalidades cuya existencia no podíamos imaginar. Mientras esto sucede, asistes también al momento mágico en el que rompe la pared de hielo para pintar con témpanos el lago: primero, un trueno sordo y luego la aventura de acertar con el lugar de su procedencia en menos de un segundo para ver cómo el glaciar se desprende de un hijo que emprende una nueva vida. Es tal la magnitud de las sensaciones, que sólo eres capaz de mantenerte callado, porque no encuentras nada que decir, porque es un tiempo en el que la fuerza de las impresiones sólo te permite sentir con tal intensidad que lo demás desaparece. Y, para acabar, el glaciar Spegazzini: una pared de hielo de cien metros de altura, el mejor drama jamás escrito que cobra forma en el modo en que se derrama el hielo por las laderas. No hay calor más intenso que el del hielo.

dsc02545.jpg

dsc02534.jpg

perito-moreno-4.jpg

perito-m.jpg

P.D. No está de más recordar que el cambio climático amenaza la supervicencia de los glaciares. El calor del hielo del que os hablo es una sensación íntima. El calor de verdad puede acabar con el hielo.

20
Nov
07

El negocio de la ignorancia

1195534012_extras_albumes_0.jpg

Con tanto jugar a la política, lo único que vamos a conseguir es provocar tremendas lagunas de conocimientos en toda una generación. Y, si creamos lagunas de formación en una generación, es más que probable que las que vengan después también los tengan. El panorama de la educación en España o, mejor dicho, en el conjunto de Comunidades Autónomas que la conforman es bastante triste. Cuando ves algunos de los libros que manejan nuestros hijos, compruebas cómo la simplificación de los contenidos es preocupante, aunque, eso sí, todo texto aparece rodeado de muchas fotografías para llenar páginas. Cómo si hoy en día un libro con fotos llamara más la atención de unos chicos que se mueven en un mundo digital.

Pero el problema no es sólo la escandalosa rebaja de contenidos, esa especie de teoría educativa en la que se aprende a base de titulares. A eso se une la visión reduccionista del mundo y de la historia, según la cual yo soy yo y mi comunidad autónoma. Este catetismo revestido con una pátina de amor a la identidad hace que todavía sea más preocupante lo que sucede en nuestra educación. No se trata sólo de que el Manzanares parezca más río que el Ebro, sino que el Ebro nace espontáneamente en cada comunidad autónoma por la que pasa, como si no hubiera un antes o un después. Así, en un clima de ignorancia provocada por los idotas de sus mayores, los pobres chavales se encaminan a un mundo de especialistas de poco e ignorantes de mucho.

La información que hoy publica El Mundo sobre los libros de texto en diversas Comunidades Autónomas  no es más que la ilustración de algo que todos sabemos, que los contenidos de la educación en España están filtrados por la nueva figura del censor educativo que se obstina en ofrecer una visión parcial de la historia, la geografía y la cultura. Resulta paradójico que en estos tiempos de reivindicación de la memoria histórica, se permita enseñar distintas versiones amnésicas de todos esos contenidos. Lo triste es que la amnesia no olvide al azar, sino que sea incapaz de recuperar los contenidos que deliberadamente se tachan y se borran.

No se trata aquí de señalar culpables, porque encontramos penosos ejemplos en comunidades gobernadas por nacionalistas, socialistas, populares… No deberíamos quedarnos de brazos cruzados los ciudadanos ante la mezquindad de quienes han ido deteriorando la educación en nuestro país. Claro que la historia es interpretable, claro que tiene sentido prestar especial atención a determinados contenidos según la comunidad donde se viva, pero de ahí a alterar lo sustancial de los hechos hay una enorme distancia que, por desgracia, ya hemos recorrido. Lo peor de todo es que esto no es resultado de la incapacidad de unos cuantos botarates, sino que es algo buscado y promovido desde instancias políticas.

Con una complicidad, claro, las de unas editoriales que hacen trajes a medida con tal de no dejar de facturar. Que el negocio es el negocio, pensarán, en una miope concepción del mismo. No creo que quines aprendan con sus textos compren muchos libros en el futuro. O sí, para aprender lo que no hemos querido ensañarles. Igual es eso, el negocio de la ignorancia.




Sígueme en Twitter

Páginas

noviembre 2007
L M X J V S D
« Oct   Dic »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Suscripción

Suscripción por email

Comentarios recientes

Juliana en Odio el calor
Future en Mamma mía
lola en LUIS, LOS ZAPATOS Y EL BU…
Goomer35 en LUIS, LOS ZAPATOS Y EL BU…
Fabian en Odio el calor

Visitas desde el inicio

  • 546,636 Gracias a todos

a

Estadísticas

website stats

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

Twitter