12
Nov
13

Privilegios

la foto

Uno de los privilegios que uno puede tener en la vida es el de gozar de la oportunidad de compartir tiempo y amistad con personas con talento, personas capaces de producirte emociones con lo que hacen. Una de ella es mi amigo Fermín Ramírez de Arellano. Fermín es uno de los mejores pintores que conozco (y no son pocos), alguien a quien, a mi juicio, el caprichoso mercado del arte no ha colocado en el lugar que merece, seguramente porque dedica su tiempo a pintar en lugar de a venderse y promocionarse en el particular mundo de los marchantes y las galerías.

Yo tengo la suerte de no necesitar de una galería para conocer su obra, si bien es cierto que le conocí en una que hoy ya no existe. Fue en una exposición bajo el título “Catedrales” que me provocó un extraordinario momento de emoción, en el que la mirada se me iba de un cuadro a otro y del otro al siguiente con una necesidad urgente de impresionar mi memoria con todas las imágenes que nos proponía. A partir de entonces, he conocido de primera mano su evolución como pintor, con sus certezas y sus dudas, con la angustia que todo creador tiene en la búsqueda de nuevos caminos. Le he dicho siempre, atrevido de mi, lo que pienso de lo que hace y, en una ocasión, hasta le dije que lo que pintaba no me gustaba nada, porque, si bien es cierto que los artistas deben evolucionar , también lo es que no deben perder aquello que les hace valiosos y diferentes.

Hoy he tenido la oportunidad de compartir un tiempo con Fermín y nuestro común amigo Curro Torres. Hemos visto su exposición conjunta con Sergio Gay en el Centro Cultural Pérez de la Riva en Las Rozas. Y, después, como quien no quiere la cosa, nos ha dicho que quería enseñarnos unos cuadernos con los que estaba trabajando. En realidad, de lo que hablaba con más pasión era de los cuadernos  que le había proporcionado un profesor de encuadernación (¡cómo me gustan estos cuadernos!). Pero con lo que hemos disfrutado Curro y yo ha sido con los dibujos que ha ido haciendo en ellos.

la foto

El resultado, inacabado, es una pieza única de más de veinte minicuadros a cada cual más sutil y hermoso. Como en estos tiempos raros tenemos pocas ocasiones para parar el mundo y disfrutar de momentos que nos reconfortan los sentidos y nos producen emociones, he querido compartir con vosotros este instante. Los paisajes de Fermín son imaginarios, por mucho que haya gente que siempre crea ver un rinconcito conocido. Este cuaderno es un borrador de un mundo imaginado.

la foto

Gracias por compartir estas páginas.

la foto

PD: Para la policía. Si algún día Fermín denuncia e robo de uno de estos cuadernos, investiguen a Curro (lo siento amigo)

la foto


1 Response to “Privilegios”


  1. Miércoles, 13 noviembre, 2013 en 4:47 pm

    ke chulooooo y yo no entiendooo….y ke morro de tu despedida…saludos .besos capi


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Sígueme en Twitter

Páginas

noviembre 2013
L M X J V S D
« Jun   May »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930  

Suscripción

Suscripción por email

Comentarios recientes

wallace97 en BAJO LA PERSIANA
Juliana en Odio el calor
Future en Mamma mía
lola en LUIS, LOS ZAPATOS Y EL BU…
Goomer35 en LUIS, LOS ZAPATOS Y EL BU…

Visitas desde el inicio

  • 548,586 Gracias a todos

a

Estadísticas

website stats

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

Twitter


A %d blogueros les gusta esto: